07 marzo 2013

Hachiko


Hachiko (ハチ公, 10 de noviembre de 1923 - 08 de marzo 1935), en japonés chūken Hachiko ハチ公 "perro fiel Hachiko").  ('Hachi' significa 'ocho', por el orden de su nacimiento en la camada, y 'ko', es príncipe o duque). También se dice que como Hachi tenía las patas delanteras abiertas parecía un ハ (ocho en japonés). Era un Akita Inu (Inu significa perro) nacido en una granja cerca de la ciudad de Odate, Japón, recordado por su notable lealtad, incluso muchos años después de la muerte de su dueño.

 





















En 1924, Hidesaburō Ueno, un profesor de la Universidad de Tokio, adoptó a Hachiko. Durante la vida de su amo, Hachiko lo acompañaba a la estación de tren de Shibuya y lo iba a esperar al final del día, cuando el profesor regresaba.  La rutina diaria continuó hasta mayo de 1925, cuando el profesor Ueno ya no regresó.   

El profesor había sufrido una hemorragia cerebral y murió. Nunca volvió a la estación de tren donde Hachiko pacientemente lo esperaba. Todos los días durante los siguientes nueve años, el perro esperó su regreso en la estación de Shibuya.

Hachiko atrajo la atención de otros viajeros. Muchas de las personas que frecuentaban la estación de tren Shibuya habían visto a Hachiko y al profesor juntos cada día. Las primeras reacciones de la gente, especialmente de los que trabajaban en la estación, eran de molestia. Sin embargo, después de la aparición de un artículo sobre el perro, el 4 de octubre de 1932 en Asahi Shimbun, la gente empezó darle golosinas y comida a Hachiko.

Ese mismo año, uno de los alumnos del profesor Ueno vio al perro en la estación y lo siguió hasta la casa de Kikuzaboro Kobayashi , antiguo jardinero del profesor Ueno, donde aprendió la historia de la vida de Hachiko. Poco después, el antiguo alumno publicó un documentado censo de los perros Akita en Japón. Su investigación encontró que sólo quedaban 30 Akitas de pura raza, incluyendo a Hachiko.

Regresó con frecuencia para visitar a Hachiko y con los años publicó varios artículos sobre la notable lealtad del perro. En 1932 uno de sus artículos, publicado en Tokyo Asahi Shimbun, lanzó a Hachiko  a la fama. Hachiko se convirtió en una sensación nacional. La fidelidad a la memoria de su amo impresionó a la gente de Japón como "el espíritu de lealtad a la familia que todos deben esforzarse por lograr". Los maestros y los padres utilizan la vigilia de Hachiko como ejemplo a seguir por los niños.  
Un artista japonés hizo una escultura del perro, y en todo el país creció una nueva conciencia de la raza Akita.


En abril de 1934, la estatua de bronce a su semejanza fue erigida en la estación de Shibuya  y el propio Hachiko estuvo presente en la inauguración. La estatua fue fundida durante la Segunda Guerra Mundial para reutilizar el metal para la fabricación de armas. En Agosto de 1948, Takeshi Ando, ​​hijo del artista original, realizó una segunda estatua, la cual sigue en pie y es un punto de encuentro muy popular. Una estatua similar se encuentra en la ciudad natal de Hachiko, enfrente de la estación de Odate.  
En 2004, una nueva estatua de Hachiko se erigió en el pedestal de piedra original  de Shibuya en frente del Museo del perro Akita en Odate.

La Sra. del profesor Ueno (segunda desde izq.) y gente de la estación, junto a Hachiko muerto (8/3/1935)



Hachiko murió el 8 de marzo de 1935. Muchos años después, en marzo de 2011, los científicos establecieron la causa de su muerte: tenía cáncer terminal y una infección filaria (gusanos). Había también cuatro brochetas yakitori en su estómago, pero los pinchos no dañaron el estómago ni causaron su deceso.

Los restos embalsamados de Hachiko se conservan en el Museo Nacional de Ciencias de Japón en Ueno, Tokio. Su monumento se encuentra junto a la tumba del profesor, en el cementerio de Aoyama Minato-ku, Tokio

















El lugar exacto donde Hachiko esperaba en la estación de tren está permanentemente marcado con una pata de bronce-print y texto en japonés que explican su lealtad.

Cada año, el 8 de abril, Hachiko es honrado con una  solemne ceremonia de conmemoración en la estación de tren Shibuya de Tokio. Cientos de amantes de los perros acuden en honor a su memoria y lealtad.


En 1987 se realizó la película “Hachi-ko” (Hachiko Monogatari) ハチ公 物語 (literalmente "el cuento de Hachiko") dirigida por Seijiro Koyama, e interpretada por Tatsuya Nakadai (n.1932), quien es el actor japonés vivo más renombrado. El film cuenta la historia de Hachiko desde el nacimiento hasta su muerte e imagina la reunión espiritual con su amo. Considerado un éxito de taquilla, esta película fue el último gran golpe del estudio cinematográfico japonés Shochiku Kinema Kenkyu-jo

VIDEO - Trailer de Hachiko Monogatari:



(Enlace para ver Hachiko Monogatari completa): (X)



En 1994, la Nippon Cultural Broadcasting de Japón fue capaz de recuperar un registro de los ladridos de Hachiko de un disco viejo que se había roto en varios pedazos. Se produjo una gran campaña publicitaria  y el 28 de mayo 1994, 59 años después de su muerte, millones de oyentes sintonizaron la radio para oír ladrar a Hachiko

En 2009, se hizo en EE.UU una remake de la película Hachiko, llamada "Hachi: A dog´s tale" (también titulada "Siempre a tu lado"), protagonizada por Richard Gere y dirigida por Lasse Hallström. Hubo en el film tres Akitas (uno de ellos hembra), que representaron a Hachiko adulto y varios cachorros de distintas edades. Muy bella y conmovedora película.

VIDEO- Trailer