20 septiembre 2020

Película "Space dogs"


La película parte de la idea que Laika, la perra que viajó al espacio, regresó a la Tierra como un fantasma y se dedica a recorrer las calles de Moscú al lado de sus descendientes. 



Están entre nosotros; duermen al sol en una tarde de invierno, se pasean al azar, pueden solicitar cariño, también gruñir. Los perros de la calle no llegan a ser invisibles, como tampoco lo son aquellos de los nuestros que viven en la intemperie y no están confinados al silencio; están, se los percibe en la multitud y en ocasiones despiertan la atención de los transeúntes. Pero ¿qué hacen durante el día y la noche? ¿Cómo viven, descansan y comen? Space Dogs, la extraordinaria película de Elsa Kremser y Levin Peter comienza con esas inquietudes, pero no es suficiente para describir lo que ahí sucede.

El añadido narrativo trastoca la estrecha relación del perro con el asfalto. Los cineastas evocan con estos, y en especial respecto de aquellos que se desplazan libremente por las calles de Moscú, los antepasados cuadrúpedos del siglo precedente. De nuestra Tierra, antes de que un cosmonauta conociera la ingravidez de quienes flotan en el espacio, fue una perra, la famosa Laika, la que sintió en su diminuto cuerpo la emancipación respecto de la ley de la gravedad. 

Laika

Laika no regresó a la Tierra, pero Space Dogs propone un mito: cuando la perra se desintegró en el espacio, el espectro del animal cubrió las calles de la capital rusa. Con ese fondo mitopoético e histórico, la película avanza en una exploración de la vida de los perros callejeros en un contrapunto dialéctico con los miembros de la misma especie que durante la década de 1960 viajaban por decenas al espacio. Es así como al recurrir a materiales de archivos diversos y siempre asombrosos abundan las sorpresas: los perros del espacio volvían traumatizados y heridos, se los trataban como héroes de la gran causa comunista, se los incitaba a procrear como prueba de que la vida en el cosmos no ponía en riesgo nuestra existencia. Los materiales visuales son estremecedores, y de la ternura y la crueldad que emanan de aquellas pretéritas filmaciones se pueden colegir una concepción del mundo y una posición (imaginaria) de nuestra especie entre las especies.  

Si aquellas imágenes son casi siempre una alucinación característica de un clásico de la ciencia ficción soviética, lo mismo sucede con el registro actual. La agilidad de la cámara de Peter y Kremser es prodigiosa, como si el símil de la steady-cam empleada para seguir los movimientos de los perros hubiese sido operada por un fox terrier o un bóxer. La proeza del registro es manifiesta, a tal punto que los perros ignoran olímpicamente a quienes podrían estar siguiéndolos. La pausada y cálida voz en off que introduce anécdotas e información sobre la vida de los perros espaciales no deja de contar la importancia cósmica de otros animales con la misma suerte. Los estadounidenses preferían a los monos, y por cuestiones culturales y cosmogónicas las tortugas también viajaron a las estrellas. 

Después fueron los astronautas y los cosmonautas los que refrendaron la visión de nuestro planeta azul como una esfera solitaria en la inmensidad del espacio, donde no parece residir ningún responsable final del despropósito y el misterio de todo lo existente, como tampoco del destino de perros y humanos.

Fuente: VOS - Roger Koza




"Space Dogs" (Austria. 2019). Dirección y guion: Elsa Kremser, Levin Peter. Música: John Gürtler, Jan Miserre. Fotografía: Yunus Roy Imer. Duración: 91 minutos.

(Ver también en Ruka Trewa: La historia de Laika)


18 septiembre 2020

El Pastor Alemán Panda


El perro pastor alemán panda es una hermosa especie cuya mutación genética da lugar a uno de los animales más bellos y cotizados puesto que 1 de cada mil perros pastores alemanes tiene esta particularidad, por lo que es único en su tipo: toda una belleza de la naturaleza.



Características 

También conocido como Panda Shepherd, es un Pastor Alemán de color picazo. Está bien proporcionado y es muy fuerte. La coloración pío se ha producido en una sola línea de sangre GSD. Tiene un 35% de color blanco, el resto del color es negro y fuego, lo que lo hace más atractivo que el resto de los pastores alemanes. Normalmente existen muchas dudas alrededor de esta raza, por lo que quienes buscan el término “pastor panda”, tienden a llegar a la conclusión de que los pastores panda llevan un gen blanco del locus S (lo que normalmente hace que los perros tengan marcas blancas). Sin embargo, eso no es verdad. Gran parte de lo que se ve en línea es información equivocada. ¿Entonces cual es la verdad acerca de esta increíble raza?


Origen

Franka fue el primer pastor alemán panda. Sus dos padres eran pastores alemanes puros y se les hizo una prueba de sangre para ser padres de Franka. Sus padres tenían títulos de trabajo que significaban que eran rudos, perros policías cuidadores. No hace falta decir que al observar este cachorro tan diferente el criador estaba conmocionado, por lo que en la UCDavis (Universidad de California - Davis) procedieron a hacer pruebas en el ADN de Franka. UCDavis descubrieron que Panda es un resultado de la mutación del gen KIT. El gen KIT controla las funciones celulares, y este gen afectó inadvertidamente el color. No se conocen problemas de salud asociados con el gen, y se sabe que ocurre en otras especies y razas.




¿Qué es el gen KIT?

Se sabe que las mutaciones KIT causan ojos azules y siempre causa marcas blancas al azar. El blanco a menudo se parece al blanco irlandés o al blanco pío, que aparece en el Locus S en otras razas de perros. Ahora bien, es importante mencionar que el pastor alemán Panda no posee las marcas blancas normales en un collie o perro de ganado. Las marcas blancas normales son (hasta donde se ha estudiado) dominantes incompletos y ocurren en el Locus S. Los científicos hasta ahora conocen qué genes tiene un perro en el locus S, lo que permite determinar qué causa la coloración en el perro.

Expresión del gen

Los perros KIT mutados no pueden “portar” el gen sin expresarlo. El gen es dominante también, por lo que es muy fácil rastrear en linajes. A menos que un cachorro haya mutado aleatoriamente el gen KIT, uno de los padres DEBE tener una mutación KIT visible para producir descendencia panda.

Así que estos factores son importantes para determinar si existe alguna posibilidad de que los padres tengan la oportunidad de tener un cachorro pastor alemán panda.



Características físicas

Tiene características muy parecidas a las del pastor alemán común, y son:

Tiene un cuerpo robusto, musculoso, ligeramente alargado con una estructura ósea ligera y sólida.

La cabeza siempre está en proporción a su cuerpo, y la frente un poco redondeada.

La nariz suele ser negra, aunque a veces se presenta en color azul, pero se considera una falla y no se puede mostrar.

Los dientes se unen en una fuerte mordida de tijera.

Los ojos oscuros tienen forma de almendra y nunca sobresalen.

Las orejas son anchas en la base, puntiagudas, verticales y hacia adelante. Las orejas de los cachorros menores de seis meses pueden caer levemente.

La cola espesa llega casi hasta los corvejones y se cuelga cuando el perro está en reposo.

Las patas delanteras y los hombros son musculosos y los muslos son gruesos y resistentes.


Temperamento 

Utilizados a menudo como perros de trabajo, los pastores alemanes Panda son entusiastas, alertas , audaces., alegres, obedientes, ansiosos por aprender, tranquilos, confiados, serios e inteligentes, con una gran habilidad de aprendizaje, además de ser extremadamente fieles y valientes, por lo que no lo pensarán dos veces antes de dar sus vidas por su cuidador humano. Son perros muy familiares, esto quiere decir que les encanta estar cerca de sus familias, pero pueden desconfiar de los extraños. Esta raza necesita a su gente y no debe quedar aislada por largos períodos de tiempo. Solo ladran cuando lo consideran necesario. Debido a su audacia son utilizados a menudo como perros policías, el Panda Shepherd tiene un instinto de protección muy fuerte y es extremadamente leal a su manipulador, así que la agresión y los ataques a las personas se deben a un manejo y entrenamiento deficientes, por lo que se debe vigilar este aspecto.


Dificultades que podrían surgir respecto a su personalidad

Ahora bien, casi todo es bueno en estos bellos cachorros, pero los problemas surgen cuando un propietario le permite al perro creer que es el líder del grupo sobre los humanos o no se le da al perro el ejercicio mental y físico que necesita para mantenerse estable.

Esta raza necesita dueños que tengan autoridad natural sobre el perro de una manera calmada, pero firme, segura y consistente, así que deben estar firmemente entrenados en la obediencia desde una edad temprana. Este no es un perro que será feliz simplemente tumbado en la sala de estar o bloqueado en el patio trasero. Es tan inteligente y aprende tan fácilmente que se le ha usado como perro pastor, perro guardián, en el trabajo policial, como guía para ciegos, en el servicio de búsqueda, rescate y en el ejército. 

Fuente: mundopastoraleman.es


Ver también en Ruka Trewa: Colores del Ovejero o Pastor Alemán

17 septiembre 2020

Cambios en la dieta como tratamiento de la agresividad canina

 

Un grupo de veterinarios ha estudiado un paciente canino con agresividad para el cual se planteó un cambio de alimentación como tratamiento para corregir los problemas de conducta

El ensayo dietético se llevó a cabo sobre un perro mestizo castrado de 7 años, para el cual se refiere un historial de trastornos de comportamiento y agresividad de 2 años de duración. Previamente, se realizó un estudio hematológico completo en el que se incluyó bioquímica sérica, amoniaco, cortisol basal, tiroxina total, calcio ionizado y los niveles de testosterona. Estos análisis fueron completados con un examen de orina, una resonancia magnética y un estudio del liquido cefalorraquídeo. 


El resultado de todas las pruebas resultó normal. Ante la ausencia de anomalías en los análisis, se propuso un ensayo con dieta de proteína hidrolizada sin gluten. Tres semanas después de cambiar la dieta, el comportamiento del perro se normalizó y la agresión se resolvió. Exámenes de sangre adicionales para investigar más a fondo la posible patología gastrointestinal, no mostraron signos de inflamación intestinal o malabsorción. No obstante, se sospechó una enteropatía leve o temprana con pérdida de proteínas. Asimismo, se descubrió que los anticuerpos anti-transglutaminasa-2 y los anticuerpos anti-gliadina estaban marcadamente elevados, lo que sugiere hipersensibilidad al gluten. Tras el éxito del ensayo dietético, el animal experimentó dos casos de recaída asociados a un cambio en la dieta. En ambos casos, regresó a la dieta inicial libre de gluten, y los signos de agresión y los problemas de comportamiento cesaron en 4 días. 

Este ensayo de tratamiento describe la resolución completa de la agresión y los cambios de comportamiento después de alimentar con una dieta hidrolizada sin gluten en un perro con una presunta hipersensibilidad al gluten. Ante estos resultados, la modificación de la dieta debe considerarse una propuesta terapéutica sencilla y segura para abordar los trastornos de comportamiento en perros a los que no se les ha detectado ninguna otra causa habitual.


Fuente: DV - Diario Veterinario

16 septiembre 2020

¿El perro mascota más antiguo del mundo?

Los restos de un canino domesticado que 'vivió junto a los humanos' hasta hace 20.000 años fueron desenterrados en Italia


El Dr. Francesco Boschin dirigió una investigación, publicada en agosto en Scientific Reports, sobre los primeros restos caninos encontrados en dos cuevas paleolíticas en el sur de Italia, la cueva Paglicci y la cueva Romanelli.

Los investigadores han estado analizando restos de perros antiguos encontrados en Italia. Se cree que los restos podrían tener hasta 20.000 años: el más antiguo de Europa. Se espera que el estudio arroje luz sobre cómo y cuándo los perros se separaron de los lobos y se domesticaron.

Diferencia entre los restos de perro encontrados en la cueva prehistórica de Grotta Paglicci (el más pequeño) y el mismo elemento anatómico de un lobo actual


Los arqueólogos han desenterrado lo que creen que podrían ser los restos más antiguos de un perro doméstico domesticado. Se cree que los restos podrían tener entre 14.000 y 20.000 años, que se remontan a los albores de la relación especial entre humanos y caninos. Si bien los perros son conocidos como el mejor amigo del hombre y uno de los animales más domesticados de la Tierra, el origen de esta dinámica sigue siendo un misterio relativo. Investigadores de la Universidad de Siena en Italia esperan que su descubrimiento pueda arrojar luz sobre cómo los perros hicieron el cambio de carnívoros salvajes a compañeros amorosos. 

15 septiembre 2020

LInfoma canino


Aunque el linfoma puede afectar a cualquier raza de perro y a cualquier edad, en los perros de mediana edad y los perros mayores, entre 6 y 9 años, suele diagnosticarse con más frecuencia


El 15 de septiembre se celebra el Día Mundial del Linfoma. La conmemoración de este día, por iniciativa de la Lymphoma Coalition, pretende concienciar y dar a conocer a la población esta enfermedad, así como reconocer sus síntomas a tiempo de manera que se pueda realizar un diagnóstico y aplicar un tratamiento precoz.

El linfoma es un término que engloba un grupo de cánceres que derivan de los linfocitos. Es una enfermedad sanguínea que afecta al sistema inmune produciendo una proliferación maligna de linfocitos, un tipo de glóbulos blancos, los cuales son los encargados de ayudar al sistema inmunológico a combatir las infecciones. Estos están muy concentrados en órganos que tienen un fuerte papel en el sistema inmunológico, como los ganglios linfáticos o la médula ósea y es por eso por lo que es en estos órganos donde se producen la mayoría de los cánceres de linfoma. Este tipo de cáncer es común en personas y en perros. Desde la Morris Animal Foundation explican que, aunque el linfoma puede afectar a cualquier raza de perro y a cualquier edad, en los perros de mediana edad y los perros mayores, entre 6 y 9 años, suele diagnosticarse con más frecuencia, así como los perros de raza boxers, mástines, bassets hounds, san bernardos, terrier escocés, airedale terrier, golden retriever y los bulldogs.

El linfoma canino es muy similar al linfoma de Hodgking en los humanos. Las semejanzas son tan amplias que los veterinarios y los médicos de salud humana utilizan casi los mismos protocolos de quimioterapia para tratar el linfoma en ambos pacientes, exponen desde el American Kennel Club.
Hay más de 30 tipos diferentes de linfomas caninos conocidos, los cuales presentan diferencias en la agresividad, las tasas de supervivencia y los signos clínicos. Desde la American College of Veterinary Internal Medicine (ACVIM) subrayan que la forma multicéntrica es la más común en el linfoma canino, presentando un 80 a 85% de los casos, seguida del linfoma digestivo, que presentan un 7% de los casos, y el linfoma de piel, afectando al 6% de los perros.

SÍNTOMAS, DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO

Los síntomas del linfoma son muy sutiles y puede parecer que son síntomas de otras enfermedades. La pérdida de peso, el letargo o la anorexia son los signos más comunes, pero también la inflamación de ganglios, los vómitos, la diarrea o la dificultad para respirar. La Asociación de Veterinarios Españoles Especialistas en Pequeños Animales (AVEPA) publicó una tabla con un conjunto de síntomas que pueden hacer sospechar de un posible proceso oncológico. Ante cualquier duda o señal que pueda parecer síntoma de un linfoma o cáncer, recomiendan llamar al veterinario para que pueda asesorar sobre el mejor tratamiento adecuado a cada paciente. En cuanto al diagnóstico, se establece mediante una citología por aspiración o mediante una biopsia del tejido afectado, informa la ACVIM. Además, dependiendo del pronóstico y del tipo de linfoma que afecte a la mascota, también se necesitará pruebas especiales como un análisis de sangre, análisis de orina, radiografías e imágenes del tórax.

14 septiembre 2020

Perros albinos


Una base genética similar a la de los casos humanos

Se ha identificado una mutación genética en perros Doberman causante de albinismo en canes de este tipo, un descubrimiento que culmina años de búsquedas infructuosas por científicos del ámbito de la medicina veterinaria y del de la crianza de perros en muchas partes del mundo.

El hallazgo hecho por el equipo de Joshua Bartoe y Paige Winkler, de la Universidad Estatal de Michigan en Estados Unidos, es concretamente una mutación en un gen, la cual provoca la ausencia de una proteína necesaria para que las células sean pigmentadas. Algunos defectos en la versión humana de este mismo gen causan un trastorno conocido como albinismo oculocutáneo en las personas afectadas. Este tipo de albinismo tiene ciertas características que son evidentes tanto en humanos como en perros. En un Doberman albino, se aprecia claramente una piel blanca o muy clara, labios y nariz rosados, y un iris pálido en cada ojo. Estas características son muy similares a los rasgos que poseen las personas con la versión humana del trastorno, y que incluyen piel muy clara, cabello blanco, decoloración de los ojos y problemas de visión. Estos perros albinos experimentan también la misma sensibilidad de la piel a la luz solar que sufren las personas albinas, con el resultado para unos y otros de un aumento del riesgo de sufrir tumores cutáneos. Estudiar a los perros albinos y comparar la genética subyacente en ellos con la de las personas albinas puede ser una buena forma de avanzar en el conocimiento profundo de este fenómeno y poder asesorar mejor a la gente albina sobre qué precauciones especiales debe adoptar para mantener un correcto estado de salud cutánea. 

El primer perro Doberman pinscher blanco (WDP) fue registrado por el American Kennel Club en 1976. La novedad del color de la bata blanca resultó en una extensa línea de cría de este perro y su descendencia. El fenotipo WDP se parece mucho al albinismo oculocutáneo humano (OCA) y los médicos notaron una prevalencia aparentemente alta de masas pigmentadas en estos perros.


Fuente: NCYT - (Más info: PlosOne)

13 septiembre 2020

Lenguaje corporal en perros


Es importante comprender lo que los perros nos dicen con sus cuerpos, no sólo para entender a nuestro propio perro, sino también para predecir lo que están haciendo otros perros.
Hace falta experiencia para comprender realmente el lenguaje corporal de los perros. Observa a tu propio perro y a los de otras personas. Mira a los perros interactuando entre sí. Presta atención a las distintas partes del cuerpo por separado: orejas, colas, ojos, labios, pelos, la postura general. ¿Puedes determinar algunos comportamientos según ciertas actitudes corporales?

Seguro de sí
Signos: postura erecta (erguida), cola hacia arriba, cola que se mueve en forma lenta, orejas hacia arriba o relajadas, mirada directa, relajado, pupilas contraídas.



Miedo o preocupación
Signos: Postura más baja, cola hacia abajo, o "entre las patas", cola que se mueve en una forma rápida y frenética, girar la cabeza hacia otro lado o mirar hacia el otro lado dejando verse lo blanco del ojo ("ojo de ballena"), pupilas dilatadas. A menudo los perros ladran por miedo, como una forma de mantener distancia entre sí mismos y aquello que los asusta, especialmente si están encerrados o amarrados.
Los perros que están asustados a menudo muestran parados los pelos del lomo (pelos de punta), normalmente entre los hombros y hasta la cola. Esto no necesariamente indica agresión, sino que el perro se encuentra en alto sentido de alerta. A algunos perros se les ponen los pelos de punta más fácilmente que a otros.




Dominancia
Posturas de dominancia: colocarse sobre otro perro, mostrarse más alto, colocar el mentón o una pata sobre los hombros de otro perro, aceptar en forma calmada que otro perro lama sus labios, mirar fijamente. Algunos perros dominantes y seguros de sí, pueden girar sobre sus espaldas mostrando sus panzas, como una forma de tranquilizar a un perro más tímido o sumiso, o como invitación a jugar. Se mostrarán relajados al hacer esto, y normalmente mirarán al otro perro a los ojos.
A veces, montar a otro perro es un signo de dominancia, pero no siempre. Este comportamiento muchas veces mal entendido puede ser usado por un perro de más bajo rango para demostrar que es "amigo" de un animal de más alto rango.


Sumisión
Posturas de sumisión: incluyen cabeza y cuerpos hacia abajo, permitir que otros perros se muestren más grandes que ellos o que les pongan sus cabezas sobre los hombros, lamer los labios y las esquinas de la boca de otro perro, alejar la vista de otro perro, girar sobre sus espaldas y alejar la cabeza y la mirada del otro perro, con la cola entre las patas.
Entre perros, las jerarquías se mantienen y se demuestran de forma muy casual, y casi siempre son los miembros sumisos quienes lo hacen. Los miembros con rango más alto raramente muestran su autoridad, a menos que no estén seguros de si mismos. La mayoría de las demostraciones, y casi todas las peleas que se deben al rango, las protagonizan los miembros de rango medio o inseguros de sí mismos.




Juego e invitación al juego
El juego entre perros es muy similar a cosas serias tales como pelear, cazar, o reproducirse, por lo que los perros tienen formas ritualísticas muy desarrolladas para demostrar que sus intenciones son pacíficas y para divertirse. El juego entre perros a menudo se inicia por una invitación a jugar, tal como una "reverencia" o levantar la patita (especialmente entre cachorros), y es una manera que parece decir "si te muerdo, te monto, o te persigo, no va en serio, es sólo para divertirnos, ¿sí?"
A pesar que los perros juegan en forma bastante brusca, en general están bastante relajados, sus labios cubren sus dientes. Los perros a menudo ladran como parte del juego, normalmente en un tono más agudo que el ladrido del mismo perro debido a miedo o como advertencia.
A veces los perros se montan jugando. A menudo están excitados, pero no en una forma sexual, y parece ser una forma de vincularse. Ocasionalmente es para mostrar dominancia, pero no siempre. Algunos perros montan perros de más alto rango como forma de encontrar su lugar en un grupo que es mucho más complicado que una jerarquía lineal.



Señales de estrés
Los perros pueden estresarse en situaciones de frustración o miedo (incluso durante una clase o aprendiendo algo nuevo). Busca signos típicos de estres: sacudirse, gemir, orinarse, orejas hacia atrás, pupilas dilatadas, respiración rápida con la esquina de la boca retraída, cola hacia abajo, cuerpo más bajo, transpiración a través de los cojinetes de sus patas, rascarse, un repentino interés en olfatear, bostezar, parpadear, lamerse los labios o la nariz o estirar la lengua hacia adelante, desviar la mirada, o girar la cabeza hacia el otro lado, sacudir el cuerpo.
Los perros frustrados a menudo ladran (vemos esto muy frecuentemente en "peleas a través del cerco", cuando dos perros en lados opuestos de una cerca se ladran mutuamente; otro ejemplo común son los perros en un refugio que ven a otros perros pasar por delante; los perros con correas que deben pasearse a menudo ladran por la frustración).



Señales de calma
Turid Rugaas, un especialista noruego en comportamiento canino, señala que los perros, como animales de jauría, tienen formas altamente desarrolladas para evitar y resolver conflicto y agresión. Los perros, por lo tanto, utilizan señales de calma para reducir el estrés en ellos mismos y en otros con quienes interactúan, incluyendo seres humanos. Las señales de calma incluyen bostezar, desviar la mirada, lamerse los labios, moverse lentamente, moverse en círculos, olfatear el piso, hacerse los "distraídos", sentarse o echarse.  Nota que la mayoría de éstos son el lenguaje opuesto que la atención que se encontraría en una interacción agresiva.


Agresión
Las señales de agresión incluyen: cuerpo y piernas rígidas, gruñidos, cabeza hacia abajo, orejas pegadas hacia atrás cerca de la cabeza, ojos entrecerrados y sin pestañar, a veces veremos los labios levantados mostrando los dientes, pelos de punta (a lo largo del lomo, especialmente sobre los hombros y la grupa), la cola completamente estirada, y mirada fija e intensa (¡las pupilas pueden estar completamente dilatadas o completamente contraídas!).



Cómo reaccionar
Cuando observes a tu perro interactuar con otros, la regla general es que dejes que los perros decidan qué es apropiado y qué no lo es. Olfatearse la cola, jugar rudo, ladrarse al oído, montarse, y otras cosas que los perros hacen serían inaceptable en la compañía de humanos, pero es comportamiento canino perfectamente normal.

Pero, si ves que lo que tu perro hace molesta, asusta, o enoja a otro perro, es tu responsabilidad   hacer algo al respecto. A menudo, distraer a tu perro llamándolo o salpicándolo con algo de agua es suficiente (esto último es una llamada de atención, no un castigo). Si tu perro está demasiado excitado, llévalo a unos metros de la acción para que se calme un poco. Nuevamente, esto no es un castigo, es un "tiempo fuera" para calmarse.

Si ves que tu perro se la pasa encontrándose con "perros agresivos" que lo quieren morder, deténte a considerar las acciones de tu perro. ¿Tu perro está molestando a otros? ¿Está ignorando las señales de calma, o las indicaciones que el otro perro no tiene interés en interactuar?
Si concluyes que tu perro te está "protegiendo", piensa que tu perro te considera como un recurso valioso al que debe proteger, como un gran hueso. En su mente, tú le perteneces.


Bibliografía: Stacy Braslau. www.wagntrain.com
Fuente: Fernando Borcel- Proyecto Mascota




12 septiembre 2020

Perros que parecen lobos

 

Utonagan




El Utonagan (o Northern Inuit Dog) es una raza relativamente nueva que se desarrolló en 1987. Aunque la fundadora de la raza, Edwina Eddie Harrison, inicialmente describió al perro como un "híbrido de lobo", el Utonagan no fue influenciado por ninguna sangre de lobo, sino que fue desarrollado para reflejar la apariencia de lobo. 

El nombre "Utonagan" se traduce como "espíritu del lobo" en el indio Chinook. Mientras que se buscó la apariencia del lobo, pero no el temperamento salvaje, por lo que se usaron antepasados ​​alternativos. El Utonagan no está reconocido por ningún registro canino importante. Es una raza distintiva con un color único y una apariencia refinada. Con unas patas fuertes y bien conformadas, una cola espesa  y un físico delgado por la influencia del pastor alemán. El Utonagan es ideal para climas fríos por su profusa capa doble y su cola protectora. El manto es una combinación de grises, negros, blancos y rojos. Debido a la naturaleza de su pelaje, el pelo se elimina continuamente, por lo que es esencial el aseo y cepillado regular.

A diferencia de sus antepasados, el Utonagan no es un perro guardián ni un animal de búsqueda y rescate, y no fue desarrollado teniendo en cuenta ningún cumplimiento laboral. Sin embargo, es adecuado para una vida activa y mentalmente enriquecida dentro de una familia dedicada. Los propietarios y entusiastas del Utonagan confían en la naturaleza afectuosa y gentil de la raza. A pesar de su apariencia un tanto imponente es relajado con los extraños y niños bulliciosos. Requiere compañía diaria, socialización temprana y liderazgo firme para prosperar en un entorno familiar. 

Tiene un peso de 25 a 40 kg, con una esperanza de vida de 10 a 15 años. Como el Utonagan es relativamente raro y nuevo, hay poca documentación sobre su estado de salud general. Sin embargo, hay casos documentados de trastornos en la raza, que incluyen cataratas y otros problemas oculares, epilepsia, enfermedad de Addison, displasia de cadera y codo y enfermedad de von Willebrand, un trastorno hemorrágico poco frecuente.
Fuente: viovet.co.uk


Perro lobo de Saarloos (Saarloos wolfdog)




El perro lobo de Saarloos fue originalmente desarrollado y criado en los Países Bajos por Leendert Saarloos (1884-1969), quien amaba la naturaleza y también amaba a los perros. Sin embargo, descubrió que los perros se habían  humanizado demasiado y tenía la intención, como un amante del Pastor alemán, de reproducir las cualidades naturales en esta raza para producir un perro que funcione mejor. 

Por este motivo cruzó el Pastor alemán, Gerard van der Fransenum, un perro de tipo prusiano clásico, con Fleur, una hembra de lobo gris (Canis lupus lupus), que obtuvo de Diergaarde Blijdorp (Zoo de Rotterdam) en 1932. Este regreso le dio una población básica de animales con un cuarto de sangre de lobo. Durante el transcurso de la siguiente fase experimental con una selección estricta, una nueva raza, el "Perro lobo holandés" evolucionó. Como los animales seleccionados de esta nueva raza dieron un buen servicio como perros guía para ciegos, se consideraron adecuados para este trabajo. Sin embargo, la habilidad útil heredada del antepasado original, Gerard, se perdió gradualmente y se hizo evidente que la raza no era adecuada para ser un perro de trabajo ni un perro guía, sino una mascota de compañía. 

Fue reconocido como raza por el Club canino holandés Raad Van Beheer en 1975, 6 años después de la muerte de Leendert. En ese momento, la raza fue nombrada "Saarlooswolfhond" en honor a su fundador. El Saarloos Wolfdog ahora también es reconocido por la Fédération Cynologique Internationale (FCI) (x)

El Saarloos tiene comportamientos naturales. Es importante apreciar a este perro no solo por su buena apariencia sino también por su temperamento antes de pensar en agregar uno a su familia. Estas son algunas de las principales características de la raza:


Es reservado con extraños

Este comportamiento se ha mantenido como calidad típica de la raza. Un acercamiento forzado o no deseado por un extraño puede llevar a un deseo abrumador de huir. Esta característica puede ser frustrante para extraños, amigos o familiares. De hecho, incluso si algunos perros lobo de Saarloos no están reservados para los extraños, no puedes estar seguro de un temperamento de cachorros antes de que crezca y se convierta en un adulto. Por lo tanto, no debe esperar que su cachorro permanezca siempre así con nuevas personas y siempre esté preparado para cada situación. La socialización temprana y continua es vital. 


Necesita compañía

El perro lobo de Saarloos realmente necesita otro compañero perro. Aunque su "humano" forma parte de su familia, él (ella) no puede reemplazar a un compañero perro (que será preferiblemente similar en tamaño para que sea un compañero de juegos ideal). Además, la mayoría de los Saarloos temen la soledad y pueden sufrir ansiedad de separación, por lo que la presencia de un compañero perro a menudo es esencial, especialmente durante la ausencia de su dueño.


Instinto depredador

Esta característica depende del perro. Pero incluso si a primera vista, el instinto depredador de su Saarloos no está marcado, siempre debe estar en guardia para evitar un desastre. Si está acostumbrado desde cachorro, es posible que el perro lobo de Saarloos obtenga una buena relación con animales pequeños (perros pequeños, gatos, hurones, roedores, conejos). Sin embargo, incluso si su Saarloos es bueno con sus animales pequeños, lo más probable es que no sea el caso si el gato del vecino está en su territorio. Para los niños, no existe un riesgo particular, pero el sentido común dicta que nunca debe dejar a un niño sin supervisión con un perro.


Entrenamiento

Por lo general, necesitará mucha paciencia para educar a un Saarloos en este sentido. Tendrá que repetir los ejercicios y mantenerlos durante toda su vida. 
Finalmente, desde un punto de vista general, el Saarloos es un perro de compañía, pero nunca un perro guardián. Sin embargo, es un buen compañero de actividades deportivas. La clave del éxito es el entrenamiento de refuerzo positivo y el compromiso con la socialización extensa. Sobre todo ser paciente. "Paciencia" parece ser la palabra clave cuando decida agregar un perro lobo Saarloos a su familia.
Fuente: saarlos.org.uk



Perro lobo Checoslovaco (Czechoslovakian wolfdog)





Son muy inteligentes, poderosos, activos, leales y dedicados a su dueño. Tienen una vista, un oído y un olfato superiores, y son conocidos por su excelente resistencia. El Vlcak checoslovaco (CSV) se crió originalmente para trabajar en una patrulla fronteriza en Checoslovaquia en la década de 1950. Actualmente se utiliza en Europa y los Estados Unidos para la búsqueda y rescate, seguimiento, pastoreo y deportes de perros de trabajo. 

El CSV se ha creado para ofrecer versatilidad y resistencia en ambientes agrestes y es mucho más independiente en la naturaleza que muchas otras razas de trabajo. Son una excelente opción para rastrear, como acompañantes para propietarios activos que disfrutan pasar el tiempo haciendo actividades al aire libre como andar en bicicleta, correr o caminar. Sin embargo, no se recomiendan para propietarios primerizos.


Altura: Mínimo: 59-65 cm
Peso: Mínimo: 20-26 kg
Esperanza de vida: 10-15 años


Una dieta cruda es preferible para el Vlcak checoslovaco, pero también es aceptable una croqueta de alta calidad. Muchas compañías de alimentos para perros tienen fórmulas específicas para razas pequeñas, medianas, grandes y extra grandes. Vlcaks checoslovacos son una raza de tamaño mediano.

La alimentación de su perro es una elección individual, pero consulte con su veterinario y/o criador, será la mejor manera de determinar la frecuencia de las comidas como cachorro y la mejor dieta para adultos para aumentar su longevidad. Agua limpia y fresca debe estar disponible en todo momento.


Historia

En 1955, se llevó a cabo un experimento biológico en el CSSR de ese tiempo, a saber, el cruce de un perro pastor alemán con un lobo de los Cárpatos. El experimento estableció que la progenie del apareamiento de un perro macho a un lobo hembra, así como la de un lobo macho a un perro hembra, era posible. La gran mayoría de los productos de estos apareamientos poseían los requisitos genéticos para la continuación de la reproducción. En 1965, después de finalizar el experimento, se elaboró ​​un plan para la cría de esta nueva raza. Esto fue para combinar las buenas cualidades del lobo con las mejores cualidades del perro. En 1982, el perro lobo checoslovaco, a través del comité general de las asociaciones de criadores del CSSR de esa época, fue reconocido como una raza nacional. Y en 1999 por la FCI. (x)
Fuente: ack.org



Tamaskan




El Tamaskan puede parecer un lobo, pero esta raza es toda perro. De hecho, este perro fue criado selectivamente por criadores de perros para lograr este tipo de apariencia. Los perros Tamaskan son una raza nueva y rara, pero son extremadamente inteligentes y altamente versátiles en términos de deportes de perros y capacidad de trabajo. Esta raza es la mejor para los dueños con experiencia que tengan el tiempo y la capacidad de proporcionar mucho ejercicio y estimulación mental


Origen

El perro Tamaskan es una raza bastante nueva, que se desarrolló en los años ochenta. Los orígenes de la raza se remontan a un grupo de cinco perros tipo Husky que se importaron a los Estados Unidos durante la década de 1980. Estos perros se cruzaron con perros esquimales siberianos, Malamutes de Alaska y pastores alemanes para crear una nueva raza que se asemejara a un lobo en su apariencia pero que mostrara la obediencia e inteligencia características de los perros domesticados. 

La raza fue luego exportada a Finlandia para un desarrollo adicional. El primer resultado fue el perro Utonagan, pero algunos creen que un mayor cruce de esta raza con el Perro Lobo Checoslovaco es lo que hizo al perro Tamaskan como lo conocemos hoy.

El propósito de crear esta raza era lograr un perro doméstico que tuviera una apariencia salvaje y una gran capacidad de trabajo, y es seguro decir que los criadores consiguieron su  objetivo. La primera camada de cachorros de Tamaskan llegó en 2005 a los Estados Unidos, donde ahora hay varios criadores.

Si bien la mayoría de estas razas fueron seleccionadas principalmente por su apariencia de lobo, el aspecto de lupino no es el único objetivo que los criadores querían alcanzar con el Tamaskan. Debido a sus padres, estos híbridos son inteligentes, capaces, valientes y leales a sus dueños. Esta particular combinación de rasgos (y razas en su árbol genealógico) hace que sea ideal como compañero, perro de trabajo o mascota de la familia.

Alimentación / Dieta

Debido a que el Tamaskan es una raza de trabajo de alta energía, estos perros necesitan una dieta de alimentos que sea rica en nutrientes y calorías. Elija un alimento comercial de alta calidad.

Formación

El Tamaskan es un perro muy inteligente, y generalmente responde bien al entrenamiento. La socialización y la capacitación tempranas son esenciales para mantener su energía bajo control. Estos perros a veces son obstinados, por lo que deberá mantener mano firme y constante en el entrenamiento, lo que le dará al perro un liderazgo sólido. Los dueños novatos pueden encontrar que estos impresionantes perros trabajan demasiado, por lo que es mejor no considerar esta raza si no tiene experiencia previa en el entrenamiento de perros.

Con un perro inteligente y enérgico como el Tamaskan, es mejor tener un enfoque seguro y confiar en métodos de refuerzo positivos. Sea consistente y aférrese a sí mismo como el líder de la manada, pero aún así el cariño y los elogios como una forma de motivación, en lugar de ser áspero con su nueva mascota. No solo el entrenamiento agresivo es inhumano, sino que también es completamente ineficaz.

Además de la obediencia básica y la socialización temprana, puede trabajar con el Tamaskan en tareas de aprendizaje más complejas . Esta raza funciona muy bien como raza de trabajo y se destaca en varios deportes caninos, incluyendo obediencia, agility y pruebas de campo.

El Tamaskan es de tamaño mediano a grande y se parece al Siberian Husky pero tiene una estructura más fuerte. Estos perros suelen pesar entre 25 y 40 kg y tienen entre 60 y 70 cm de alzada.


Capa

El pelaje es lo que le da su aspecto de lobo. Estos perros se parecen a los lobos grises, con un manto multicolor formado por varios tonos de gris y marrón, así como en blanco y negro. El pelaje del perro Tamaskan es doble y grueso, la cola es tupida y recta. Exhibe tres coloraciones principales: gris rojo, gris lobo y gris negro.
Cuando se trata de aseo, un cepillado semanal será todo lo que se necesita para mantener su pelaje de lupino con el mejor aspecto. Sin embargo, estos perros pasarán por la temporada de muda dos veces al año y arrojarán más pelo durante este período y tendrá que cepillarlos todos los días.


Temperamento / Comportamiento

A pesar de su aspecto salvaje, el perro Tamaskan es en realidad una raza suave. Son dulces y cariñosos, les irá bien como mascotas familiares o acompañantes de solteros. Se apegan mucho a su dueño y forman un vínculo muy fuerte con su familia. El Tamaskan no tolerará que lo dejen solo por largos períodos de tiempo, son propensos a la ansiedad por separación. Además de ser muy devotos con sus seres humanos más cercanos, estos perros también son muy amigables y generalmente tienen una personalidad extrovertida. Es seguro decir que le gusta estar rodeado de personas y que tienden a llevarse bien con los niños.


Requisitos de ejercicio

El Tamaskan se ha criado para ser una raza de trabajo, por lo que tiene niveles de energía bastante altos y una gran necesidad de ejercicio. Esta raza requiere un largo paseo diario o salir a trotar, así como mucha estimulación mental. Entrenar a esta raza para la obediencia, agility, pruebas de trabajo y otros deportes caninos es una excelente manera de complementar sus necesidades de ejercicio.


Problemas de salud comunes

Debido a que el Tamaskan es una raza bastante nueva, existe información limitada con respecto a los problemas de salud congénitos. Sin embargo, esta raza fue desarrollada a partir de varias razas que son conocidas por su buena salud, por lo que puede esperar que el perro Tamaskan también esté sano. Hay, sin embargo, algunas condiciones a las que esta raza puede ser propensa, como la criptorquidia, la epilepsia, la displasia de cadera y la mielopatía degenerativa.


Esperanza de vida

Tienen una vida bastante larga en comparación con otros perros de su tamaño: la esperanza de vida promedio es de 14 a 15 años.
Fuente: petguide.com




Nota del E.:
Hay otros perros con apariencia de lobo, como el Canadian Eskimo, el Shikoku Inu, el Eurasier, etc. de los que nos ocuparemos más adelante.






11 septiembre 2020

¿Los lobos criados por humanos son tan obedientes como los perros domésticos?


Cuando, hace miles de años, el perro comenzó a ser domesticado por el Ser Humano, probablemente se escogía a los animales más fáciles de controlar por sus dueños (más obedientes a su amo y también menos agresivos con este). Y así sucesivamente en cada ciclo, logrando de este modo ejercer un cierto efecto de evolución dirigida en los perros, que promovía a los más controlables por los dueños y marginaba a los más desobedientes. Si las cosas ocurrieron de este modo, entonces en este rasgo debería existir una diferencia considerable entre el perro doméstico y su pariente evolutivo salvaje más cercano hoy en día, el lobo. Unos científicos se propusieron averiguar si esto es así.

A fin de comprobar si existe esa diferencia, el equipo de Dorottya Ujfalussy y Eniko Kubinyi, de la Universidad Eötvös Loránd en Hungría, evaluó el desarrollo de la obediencia en lobos criados por humanos y en perros criados del mismo modo.

Un aspecto importante del enfoque de este estudio es que perros y lobos se compararon a edades tempranas, por lo que toda diferencia o similitud no podía haber sido modificada por los procesos de desarrollo con la misma intensidad que en los individuos adultos.

El grado de obediencia y facilidad de trato se comprobó a través de varias situaciones, incluyendo llamar al animal para que viniera, ordenar al animal sentarse, sacarlo a pasear con bozal y cepillarle el pelo.

Ujfalussy y sus colegas han constatado que, a pesar de la intensa socialización, los lobos seguían siendo menos manejables que los perros. Los lobos intensamente socializados acudían a las llamadas, se sentaban a petición y consentían caminar con bozal, pero en muchas otras situaciones seguían siendo menos manejables y menos controlables que los perros, especialmente en contextos que implicaban el acceso a un recurso (por ejemplo, a comida).

Basándose en estos resultados, el equipo de Ujfalussy sugiere que la obediencia fue una cualidad indispensable para hacer del perro el "mejor amigo del Hombre".

Video:


Es importante matizar que, aunque los lobos debidamente adiestrados pueden aceptar algunas órdenes de humanos y hacer cosas como por ejemplo sentarse a petición de sus dueños, no son adecuados como mascotas. Sin embargo, para los lobos cautivos en parques zoológicos y en otras instalaciones autorizadas, la socialización y el adiestramiento sí pueden ser una vía aceptable para garantizar una mejor relación de los lobos con sus cuidadores humanos y reforzar la seguridad laboral de estos. 


Fuente: NCYT de Amazings